sábado, octubre 07, 2006

Ruy



















Después de dos días de trabajo de parto el ginecólogo decidió que todo terminara con una cesárea. Las contracciones nunca se pudieron regularizar a pesar de la ayuda de la oxitocina, por lo que a eso de las 10 de la noche del miércoles tanto los médicos como nosotros entramos al quirófano, obviamente yo como un mero espectador. Lamentablemente el bloqueo no evitó que Marianne sintiera algunas molestias (ella decía que sentía como la acuchillaban) y decidieron aplicarle anestecia general, en cosa de dos segundos me encontraba solo entre una marejada de personas vestidas de color azul. A las 10:40 p.m. en punto Manuel nuestro médico exclama que el cordón se encontraba alrededor del niño y procedieron a cortalo, un par de llantos ligeros salieron del bebé. En ese momento el neonatólogo que se había mantenido quieto todo el momento entró en acción, luego me explicaron que la anestecia general llegó al niño y lo reanimaron mientras le sacaban cualquier tipo de líquidos que tuviera en su cuerpo. Los datos iniciales dicen que pesó 3.270 Kgs y mide 52 cms.

Me acuerdo que lo único que vi en ese momento fue a mi hijo y al cordón, un sentimiento indescriptible me abordó y me fue imposible soltar una palabra o llanto durante al menos media hora, eso a pesar de que el pediatra me invitaba a hablarle a mi hijo.

Durante todos estos meses nos mantuvimos reservados con los posibles nombres, pensamos que al momento de tener a nuestro hijo frente a nosotros saldría de manera natural pero todo cambió cuando vi que le inyectaban ese líquido lechoso a Marianne, antes de que ella durmiera la consulté y me respondió soltando el nombre Ruy. Unos segundos después me encontraría en una especie de angustiante soledad sabiendo que Marianne no conocería a su hijo al momento del nacimiento, lo hizo un día después.

Los tres estamos muy bien, Ruy estuvo estos días en una incubadora por indicaciones del pediatra y una vez que el bebé mostró que podía respirar y mantener su temperatura lo pasaron a los cuneros. Siempre tuvimos acceso directo a él pero Marianne estaba imposibilitada inicialmente por la herida, la cual ya le molesta menos. Estos días hemos recibido la vista de las personas más cercanas, incluso de la tía montxe a quien se le está cerrando una puerta en otro hospital de la ciudad.

Yo tuve la oportunidad de cargar a Ruy del quirófano al cunero pero Marianne apenas hoy lo pudo hacer, también dio un gran paso al poder darle alimento por primera vez, logro que nos parece inmenso. To creo que con eso ella siente que cumple con su compromiso de hacerse responsable.

Ya mañana dan de alta a los dos, yo descansaré en la casa y temprano haremos nuestro primer viaje como nueva familia, viaje a la casa desde luego.

4 Comentarios:

At sábado, octubre 07, 2006 8:46:00 a. m., Anonymous Anónimo nos responde...

Ay, hijo querido, siempre me emocionan tus narraciones, imagìnate èsta. Te veo solo en ese quiròfano sin poder hacer nada por Marianne y tu hijo. Afortunadamente ya pasò la primera etapa y ahora a continuar esta nueva experiencia. En mi barrio no me han faltado los brindis por mi nieto. Anoche, una vecina de origen campesino me dijo que Ruy serà "un suertudo" toda su vida. Asegurò que se ve claramente por el cordòn enrredado en su cuerpo. Y no faltò otro que se ofreciò para hacerle su carta astral. La parte triste de tu nota es sobre Montze, la quiero, estoy con ella y espero pueda mantener su entereza en este momento amargo que està viviendo. Unos besos grandes, Ina

 
At sábado, octubre 07, 2006 8:57:00 a. m., Anonymous abur nos responde...

ofrezco los servicios de corte de uñas para bebe...ya los requeriran chicos.
Muchas felicidades y bienvenido Ruy
Marianne, aprovecha muy bien tus horas de sueño en el hospital, ya no habrá mas descansos despues.

 
At sábado, octubre 07, 2006 1:24:00 p. m., Anonymous Anónimo nos responde...

Felicidades! :D me alegra mucho que ya llegó al mundo. He seguido la trayectoria desde el anuncio inicial, me alegro mucho. ojala que sea de mucha prosperidad la etapa que empezaron...

Suerte.

 
At domingo, octubre 08, 2006 10:08:00 p. m., Blogger rousse nos responde...

Gracias a todos por sus comentarios, felicitaciones y buenos deseos.
Ina, aprovecha todos y cada uno de los brindis que te ofrescan y brinda por Ruy mirando al Norte.
Ojala la familia haya recibido la noticica con igual entusiasmo como nosotros les enviamos saludos de los tres.
Mi recuperacion aparentemente ha sido rapida, me he sentido mejor aunque obviamente llega un momento en la noche que ya no puedo mas. Sin embargo no he tenido dolor mas que el mismo de la herida, es decir dolor en pellejo y cuando toso o estornudo.
Ruy es hasta ahora un bebe muy tranquilo, aunque solo hemos pasado una noche con el, solo lloro porque hubo mucho frio ya solucionamos ese problema y duerme placidamente, lo amamanto segun las indicaciones del doctor y complemeto su comida con formula, veremos como se desarrolla esta parte.

 

Publicar un comentario

<< Inicio